RECONCILIADO A SU TRAVÉS

Las líneas de hoy sólo pretenden, en el mejor de los casos, ser el incompleto y pálido reflejo de aquellos instantes en que pude contemplarlos. ternuraCaía la tarde y el paralítico, en una silla de ruedas empujada por otro, llevaba al bebé entre sus brazos. Esperaban el verde del semáforo para cruzar la calle y, mientras hombre y niño sentado sobre él se prodigaban en caricias, fui preso súbitamente de un emocionado embeleso; me embargó una inexplicable plenitud frente a su vista, como si el trío fuera depositario de unas esencias que de pronto se mostraban sin posibilidad de verbalización por mi parte.ternura 7

ternura 5Ignoro el parentesco entre ellos o adónde iban, pero era lo de menos ante la certidumbre de estar asistiendo a cuanto solemos defender en abstracto, sin caras ni gestos a los que adscribir la solidaridad, ternura, dignidad… El intento por pensar el sentimiento vino después, cuando ya no estaban frente a mi, pero en el rato siguiente me fue imposible y únicamente conseguí traer a la memoria los versos de Machado: Sólo recuerdo la emoción de las cosas y se me olvida todo lo demás. Aunque en mi caso no fuera exactamente así porque, aún ahora, los sigo viendo.

Sólo acierto a concluir que me dieron mucho más de lo que yo hubiera podido ofrecerles en pago por mi fugaz bienestar. ternura 9 En aquel par de minutos y merced a las caricias que ambos se intercambiaban, pude reconciliarme con muchas cosas: el tiempo que me ha tocado vivir, mis semejantes… Y nunca podré agradecerles la ráfaga de optimismo que me inundó. Todo por medio de un niño acariciando la cara del impedido y viceversa, ya les digo.

Acerca de Gustavo Catalán

Licenciado y Doctor en medicina. Especialista en oncología (cáncer de mama). Columnista de opinión durante 21 años, los domingos, en "Diario de Mallorca". Colaborador en la revista digital de Los Ángeles "Palabra abierta". Escritor. Blog: "Contar es vivir (te)" en: gustavocatalan.wordpress.com
Esta entrada fue publicada en Amor, Memoria, solidaridad y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

6 respuestas a RECONCILIADO A SU TRAVÉS

  1. Zèfir dijo:

    Lo auténtico.

    Me gusta

  2. Sólo con observar, aprendes mucho que por más que te cuenten..,., Y ya he vuelto.

    Me gusta

  3. Pilar Bonilla dijo:

    Qué hermosa emoción nos has traído de nuevo mi querido Gustavo. Y qué cierto ese agradecimiento que sientes, cómo el que tú mismo nos has transmitido. Besssssss

    Me gusta

  4. Rosario Ferrà dijo:

    Estos momentos son la recompensa cuando vas por la calle observando el mundo.
    ¡ Felicidades!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s