POR ASTURIAS ENTRE “INES” Y “ONES”

Hemos viajado unos días por Asturias y sería egoísta el no intentar siquiera compartir las muchas fuentes de placer que pudimos disfrutar. A la belleza paisajística en excursiones por el Parque Nacional de Redes o el camino de Picu Pienzu, se sumaron sabrosas comidas a unos precios que para aquí quisiéramos y, encima, con algún que otro obsequio alimentario como entrante o de postre. a 6En cuanto a las sidrerías de la calle Gascona, en Oviedo, visita tan obligada como lo pueda ser a los museos Guggenheim o el del Prado, si de paso por sus respectivos emplazamientos.

Por lo que hace a las ciudades de allá, su magnífica arquitectura corre pareja con una limpieza de calles y plazas tan espectacular como añorada por estos lares. Más de 160 esculturas de bronce, en la capital, imantan al visitante tras bajar su vista de lo alto y, en derredor, la simpatía junto a los mercadillos de la Plaza Fontán. sdrTambién parecidas sensaciones en Avilés o Gijón: una admiración tras otra y, no obstante, la seducción que lleva aparejado el paseo por las dos mayores ciudades de la Comunidad, no las homologa. Siquiera por lo que respecta al uso de diminutivos o aumentativos según se trate de una u otra.

En Oviedo, un excelente quesín en cualquier tiendina, recoletos pueblines en sus inmediaciones para comer por unas monedinas y, del Escorialín a la Santina, las explicaciones de nuestra guía estuvieron en todo momento cuajadas de “ines” e “inas”; terminaciones a las que el de Gijón dio la vuelta y, quizá por eso, el propio nombre de la segunda ciudad en población. davAllá está la escalerona de la playa. la iglesiona y algún que otro solarón, de modo que tal vez lo de pendón o putón verbenero sean ocurrencias de esa zona y, por lo mismo, no es de extrañar que su campo de fútbol sea el del Molinón, que de estar en Cartagena cambiaría a Molinico y si en la capital del Principado, Molinín. davAfortunadamente, las sidrinas fueron en Oviedo y, obviamente, culines. Porque de haberlas tomado en Gijón, los culones habrían dado conmigo, borrachón, bajo la mesona de cualquier bar.

Acerca de Gustavo Catalán

Licenciado y Doctor en medicina. Especialista en oncología (cáncer de mama). Columnista de opinión durante 21 años, los domingos, en "Diario de Mallorca". Colaborador en la revista de Los Ángeles "Palabra abierta" y otros medios digitales. Escritor. Blog: "Contar es vivir (te)" en: gustavocatalan.wordpress.com
Esta entrada fue publicada en Artículo, Humor, Viajes y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

14 respuestas a POR ASTURIAS ENTRE “INES” Y “ONES”

  1. Manuela dijo:

    He ido varias veces por Asturias y me encanta

    Le gusta a 1 persona

  2. Anónimo dijo:

    Explicandolo así aunque no cabe duda de sus admirables rincones, los embelleces aún más que a los que no la conocemos ganas da de visitarla, nos perdemos conocer los rincones tan hermosos que posee esta España nuestra, y ponemos más enfasi en salir a descubrir otros parajes, que muchas delicias ofrecen también, pero buena cosa es conocer lo nuestro, por cuaquier rincon de la penĺnsula, hay lugares que asombran por la peculiaridad de sus vista y costumbre , y nada deja indiferente, la fascinación también está ( además en lo que vemos es como lo captamos) es increible como cada cual que visita un lugar tiene su particular forma de describirlo, sin desmerecer para nada su belleza, mi última escapada fué a la regia Extremadura, y todo me parecia precioso cierto que lo miraba con ese entusiasmo que produce descubrir rincones que sun conociendola nunca los habia visto, celebro que tus viajes los disfrutes, para trasladarnos sus encantos, descritos con esos detalles que cerrando los ojos nos imaginamos estar observandolos,
    Siempre tan perfectos tus escritos, que me planteo visitar esa tierra que creo la parte más desconocida para mi…
    Gracias por trasladarnos tú entusiasmo…

    Le gusta a 1 persona

  3. Cati Colom Llado dijo:

    Que ganas me han venido de pronto ir a visitar tan bellezones lugares!!!no podia explicarlo mejor, para que me entrara el gusanillo y visitar éstos lugares, donde se come de maravilla un buen jamón, como se ve, unas calles limpias, (como las nuestras), sus monumentos, etc,. Para nosotros tendremos que conformarnos de momento con disfrutar de ver sus bonitas fotos. Un saludo.

    Me gusta

  4. Cati, ¡habrá tiempo…!Entretanto, no cambiará demasiado.

    Me gusta

  5. Anónimo dijo:

    Enhorabuena Gustavo, siempre certero y evocador en tus escritos.
    ( Tú y yo apenas hemos intercambiado unos monosílabos en alguna reunión oncológica -antes me dedicaba algo a la mama, ahora he caído bastante bajo, a la altura de la próstata, la vejiga y o el riñón).
    Por consiguiente, te conozco más como escritor que como compañero oncólogo: de lo primero espero seguir leyéndote, dado que lo segundo ya es imposible.

    Me gusta

  6. Pilar Bonilla dijo:

    Lo suscribo absolutamente. Deliciosa Asturias, que, variando alguna visita, prácticamente lo que describes es cómo la reencontré. Hacía años que no había estado, y la disfruté gozosamente, con nuevos descubrimientos y curiosidades, cómo ocurre cuando vuelves a lugares con años de diferencia.
    En cuanto al tema gastronómico, es indudable que, los que vivimos en estas islas, comprobamos la diferencia en cuanto a precio, me sigue asombrando allá dónde pisas en la península. El norte, especialmente, me sigue atrayendo muchísimo. Mmmmm, tienes estilo en el escancie de la sidrina, e imagino que algunas fabes.

    Me gusta

  7. Tengo que volver, siquiera para mejorar en el escanciado… Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

  8. Anónimo dijo:

    Que bien has fotografiado esos rinconinos d Asturies y te lo dice quien tuvo la suerte de realizar su carrera universitaria de medicina en la maravillosa Vetusta. Un abrazo Gustavo. Joan Ferrer

    Me gusta

  9. Faltaba yo, un cubano universal, que vivió en Asturias un tiempillo; Castropol, tierra de mi padre. Montañas, mar y ría del Eo envueltos en un verdiazul de ensueño. Para mí: tierra de libertad al igual que la hermosa Oviedo. Cultura de Historia, poesía y monumentos. Agradezco mucho tu bella crónica. Casualmente en mayo voy a estar allá, con mi familia española, que me dio el impulso para comenzar la vida de nuevo, a los 50 años. En estos días coloco tus lindas palabras en mi revista Palabra Abierta. De nuevo, mi abrazo, Manuel

    Me gusta

  10. Una alegría compartir nuestro agrado por esa preciosa Comunidad. Un abrazo.

    Me gusta

  11. Pingback: Por Asturias entre “ines” y “ones” | Palabra Abierta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s